Llamamos dinero a los medios de pagos generalmente aceptados y se dice que el tipo de interés es el precio del dinero.

 No existe una definición unánimemente aceptada del dinero.

 Lo primero es definir el concepto de dinero, sin embargo, nos encontramos que no existe una definición unánimemente aceptada, sino que se define en función de aquello para lo que sirve: medio de cambio, medida del valor y depósito del valor.

Para determinar el precio del dinero, al igual que en cualquier mercancía debemos analizar su oferta y demanda.

La oferta monetaria se define como el volumen de medios de pagos generalmente aceptados en manos del público. Es decir, la cantidad de dinero que existe en la economía. Los medios de pago generalmente aceptados toman dos formas:

El dinero legal emitido es un pasivo del banco central y así figura en su balance; creándose como contrapartida a la adquisición de activos por parte del banco central.

Los depósitos a la vista son una deuda de los bancos con sus clientes, por lo que formarán parte del pasivo de los bancos comerciales. De esta forma el dinero bancario es un pasivo del sistema bancario.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *